Estamos inmersos de una forma tan grande en la era de Internet que cualquier cosa que no esté en internet, para muchas personas simplemente no existe.

De hecho, se suele decir que las empresas que no aparecen en internet es como si no existieran, porque actualmente todo el mundo busca ahí información para hacer cualquier cosa.

Bankinter nómina

VENTAJAS DE LA BANCA ONLINE FRENTE A LA TRADICIONAL

Por ejemplo, si quieres ir a un mecánico y no conoces la zona ni tienes a uno de confianza, vas a buscar en internet un mecánico de tu zona, y si uno que es muy bueno no aparece en tu búsqueda, no irás a su taller.

Este es solo un ejemplo de las muchas cosas para las que utilizamos internet en nuestras vidas, donde se ha vuelto indispensable disponer de conexión para casi cualquier cosa.

La banca no iba a ser menos, y por ese motivo en los últimos dos años, el número de personas que operan en sus bancos a través de internet se ha multiplicado por cuatro. Esta cifra es otra más que nos da una idea de la gran importancia que tiene actualmente el aspecto tecnológico en nuestras vidas incluso en lo que se refiere a la gestión de nuestro dinero.

Cada vez somos más exigentes en cuanto a las acciones que podemos realizar a través de internet, y esto se ha extendido también a la banca.

De forma que si hace unos años era impensable realizar operaciones bancarias como una transferencia desde nuestra casa, actualmente no es ninguna novedad y cualquier persona puede hacerlo.

Esto ha provocado un cambio tan grande, que actualmente lo raro es que alguien se tome el trabajo y el tiempo de acudir físicamente a su banco para hacer cosas como consultar el saldo de su cuenta o realizar cualquier trámite que sea factible realizar por internet.

Podría decirse que lo único que no podemos hacer con nuestra cuenta bancaria a través de internet es ingresarle dinero físico o sacarlo… pero tiempo al tiempo.

“Actualmente lo raro es que alguien se tome el trabajo y el tiempo de acudir físicamente a su banco para consultar el saldo de su cuenta”

Además, las cuentas a través de internet nos ofrecen mucha más transparencia de lo que hasta ahora ha ofrecido la forma tradicional de gestionar nuestras cuentas bancarias.

Estos y otros motivos que mencionaremos en este artículo son los que hacen que ya sean muchas las personas, y cada vez más, que ven las ventajas de la banca online frente a la tradicional, y se animan a usarla de manera habitual.

Inmediatez y disponibilidad absoluta

Toda la revolución tecnológica y el gran motivo por el que internet se ha vuelto indispensable en nuestras vidas se basa en la premisa de que el individuo quiere tener todo lo que desea en el momento en que lo desea tener.

Por lo tanto no resulta nada raro que tanto la inmediatez como la disponibilidad absoluta tengan premio cuando tratamos de hacer cualquier cosa desde casa.

El usuario de la banca online quiere poder realizar todas sus operaciones bancarias como transferencias, consultar el saldo que le queda disponible en su cuenta, gestionar sus ahorros e incluso contratar productos financieros desde la comodidad de su propio ordenador o desde una aplicación para su móvil desde donde sea que se encuentre físicamente.

Esto tiene tanto éxito porque es la forma de tener independencia y autonomía sobre algo que es tuyo.

“El usuario quiere poder realizar todas sus operaciones bancarias desde la comodidad de su propio ordenador o desde una aplicación móvil.”

Como hemos dicho, esta es una de las máximas ventajas que el usuario encuentra en la banca online, y que deja en detrimento a la banca tradicional: que puedes operar tú mismo, las 24 horas del día, los siete días de la semana y los 365 días del año sin límites.

Lo mejor de todo es que ya no tenemos la necesidad de adaptarnos al horario de una oficina bancaria, ni salir corriendo del trabajo al banco porque nos lo cierran o tener que acudir un sábado por la mañana (en los casos en que abre la oficina) para poder realizar las gestiones.

Ahorro de tiempo

¿Cuántas horas de nuestra vida habremos perdido de pie esperando nuestro turno en el banco?

Inmediatez y disponibilidad absoluta Lo que hemos hablado en el punto anterior, está claro que se traduce directamente en un ahorro de tiempo importante.

No solamente se trata de los desplazamientos que no realizamos hasta la oficina del banco porque lo hacemos a través de nuestros dispositivos en casa (depende de donde vivamos y donde esté la oficina esto puede tener una importancia vital), sino que también se trata de las colas que se generan en las oficinas y que nos ahorramos al no tener que ir.

¿Cuántas horas de nuestra vida hemos perdido de pie esperando nuestro turno en un banco? ¿Recuerdas cuando salías temprano de casa para ir al banco y volvías casi a mediodía por la cola que ya había cuando llegabas?

Gracias a la banca online, podemos hacer nuestros trámites sin tener que pasar por esto, lo que nos proporciona una gran tranquilidad.

Información sobre la cuenta bankia

Mejores intereses y productos más competitivos

La banca online se hace mucho más competitiva que la tradicional ya que, como compañía, tiene mucho menos coste que la física y no lleva sobre los hombros el peso de tener una infraestructura física, lo que la hace ser una banca mucho más ágil económicamente.

Debido a esto, nos podemos encontrar con que la banca online puede ofrecernos unos tipos de intereses mucho más competitivos que la tradicional, y esto se aplica tanto a los productos de activo (hipotecas y préstamos) como de pasivo (depósitos y cuentas).

También tiene ventajas en torno a las comisiones de servicio ya que resulta mucho más sencillo tramitar cualquier servicio que se haya solicitado a través de internet, que si este fue solicitado de forma tradicional.

El papeleo es menos, y como hemos dicho, es mucho más rápido que la banca tradicional, donde todo depende de la acción y disponibilidad de personas físicas que hagan su trabajo eficientemente.

“La banca online no tiene tantos gastos como la tradicional, y esto hace que pueda ser mucho más competitiva y que nos ofrezca mejores productos con intereses mucho más bajos”

Abrir una cuenta online

Mayor transparencia e información más clara

Otro de los puntos a favor que podemos encontrar en la banca online, frente a la banca tradicional es la transparencia con la que opera de cara al usuario.

Esto se debe a que el usuario es quien tiene que llevar a cabo todos los trámites, y hace que el proceso y todos los datos que están relacionados con cada operación, deban estar especificados de forma mucho más clara para evitar que ocurran equivocaciones.

Aquí se une con los criterios de usabilidad web para que el funcionamiento de todos los trámites sea lo más rápido y sencillo posible.

“Además, el usuario tiene en su sesión privada todo el histórico de operaciones y acceso a cualquier acción que haya sido realizada en el pasado. Además, puede exportar los datos de su cuenta a un documento Excel para llevar el control total de sus finanzas”

Debemos recordar que todos los sistemas de nuestro banco online cuentan con unos fuertes parámetros de seguridad, lo que hace que los trámites puedan llevarse a cabo con total tranquilidad, sin tener que pensar en si nuestros datos bancarios pueden ser vulnerables a hackers o ladrones de cuentas bancarias. Incluso, algunas entidades bancarias online han empezado a ofrecer servicios directamente desde el teléfono móvil, lo que hace que ahora sea mucho más cómodo realizar todos los trámites que necesitemos.

Una razón más para puntuar mejor a la banca online frente a la tradicional a la hora de gestionar nuestro dinero de forma segura y cómoda.

La banca online gana adeptosPor todas las ventajas que hemos mencionado en el artículo, y por algunas comodidades más que se ofrecen en la banca online, no es de extrañar el dato que vimos al principio, de que en los últimos dos años se haya cuadriplicado (multiplicado por cuatro) el número de usuarios que utilizan la banca online.

Como hemos dicho, ahora mismo lo raro es que alguien (y sobre todo una persona joven o de mediana edad) acuda a la oficina del banco para realizar sus gestiones.

Además de ser incómodo debido al tiempo que hay que invertir en ir y hacer nuestros trámites, obtendremos menos beneficios en los productos que solicitemos que si lo hacemos de forma online.

Pero además de utilizar nuestra propia cuenta bancaria a través de internet, ya sabemos que existen productos financieros que se pueden gestionar desde casa sin tener que cambiar nuestra cuenta bancaria.

En nuestra página principal podrás encontrar estos servicios como créditos, préstamos, hipotecas, tarjetas de crédito… que podrás solicitar sin tener que moverte de tu sillón y con los que podrás obtener dinero de una forma rápida, sencilla y segura.

Si necesitas dinero urgente no dudes en hacer la solicitud del producto que más se adapte a tus necesidades, tendrás la respuesta en cuestión de minutos y podrás disponer de tu dinero de forma casi inmediata.


 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
5 Compartir
Compartir
Twittear
+1
Compartir
Pin
Email