Cómo sabemos son muchas las familias que desean disponer de una segunda vivienda para pasar las vacaciones.

No nos referimos a las familias que disponen de mucha liquidez y tienen un chalet en la playa, otro en el campo, etc…

Más bien estamos hablando de las familias que tienen unos buenos recursos, y que prefieren disponer de una segunda vivienda en un lugar con encanto para, en vez de ir a un hotel de vacaciones, irse a su propia casa de vacaciones ahorrando dinero en hoteles.

Hipoteca sin comisiones

¿CÓMO FINANCIAR MI SEGUNDA CASA?

Si estás buscando financiación para esa segunda vivienda de vacaciones sabrás lo complicado que es.

Si por el contrario te lo estás planteando, debes saber que conseguir una hipoteca para una segunda vivienda es mucho más complicado que para una vivienda habitual.

Por eso en este artículo vamos a tratar de que manera podemos conseguir un hipoteca para nuestra segunda vivienda y que características principales tienen estas hipotecas.

Requisitos para obtener una hipoteca para una segunda vivienda

FINANCIAR MI SEGUNDA CASA | Ahora mismo los requisitos para poder acceder a una hipoteca se han suavizado un poco con respecto a unos años antes.

Ya no es necesario disponer de unos ingresos tan altos o de disponer de unos buenos ahorros para encontrar la financiación para tu vivienda.

Sin embargo, sí existen unos mínimos de requisitos que debemos cumplir para que nos concedan una hipoteca, y en el caso de las segundas viviendas estos requisitos son un poco más estrictos:

  • Ingresos superiores a 2000€: algo que está claro que necesitaremos es disponer de un trabajo estable. Tenemos que tener un alto índice de solvencia para poder conseguir financiación para nuestra segunda vivienda. 
  • Disponer de ahorros: por norma general necesitaremos disponer de mínimo el 30% del valor de la vivienda ahorrado, ya que esta parte no la financiara el banco. Además de aproximadamente un 15% para hacer frente a los gastos de gestión e impuestos. 
  • No estar en ficheros de morosidad: como ya hemos comentado en muchos artículos y secciones de esta web, si estamos inscritos en algún registro de morosidad ninguna entidad bancaria nos concederá financiación (de ningún tipo). Además debemos haber cumplido con todos los pagos de otros préstamos o hipotecas, si hubiésemos fallado en alguna cuota tendríamos menos posibilidades de concesión. 
  • En algunas ocasiones, disponer de un aval: en algunos casos la entidad bancaria pedirá una persona que avale la hipoteca. El tener un avalista es realmente algo a nuestro favor, ya que las entidades bancarias confiaran más en nosotros.

5 PREGUNTAS QUE DEBEMOS HACER AL PEDIR UN PRÉSTAMO PERSONAL

Principales características de las hipotecas para una segunda casa

Como hemos mencionado, las condiciones no son las mismas para una hipoteca normal que para una hipoteca de una segunda vivienda.

Las hipotecas para nuestra segunda residencia tienen un mayor riesgo para las entidades bancarias, ya que cualquier familia dejaría de pagar primero su vivienda vacacional que en la vivienda que residen.

Veamos cuales son las principales diferencias entre ambas hipotecas:

  • Menor financiación: con una hipoteca normal podemos conseguir hasta el 80% (o el 100% si se trata de viviendas de entidades bancarias). Pero en cambio, las hipotecas de segunda vivienda, solo nos darán entre el 60% y el 70% del valor de la vivienda vacacional.
  • Tipo de interés superior: al correr un riesgo mayor las entidades bancarias, por lo comentado anteriormente, suelen aplicar un interés más alto a las hipotecas de segunda vivienda.
  • Plazo más corto: el plazo en una hipoteca normal puede ser de hasta 30 o incluso hasta de 40 años, pero el plazo de una segunda residencia el plazo máximo oscila entre los 20 y 25 años.

Debemos destacar que ya existen algunos bancos que ofrecen unas condiciones muy similares a las hipotecas normales que a las de segunda vivienda.

Pero por norma general, las condiciones de las hipotecas para nuestra segunda residencia serán las anteriormente expuestas.

Sin embargo, si disponemos de un perfil económico alto podremos obtener unas mejores condiciones en nuestra hipoteca. 

Solicitar una hipoteca

Préstamo hipotecario con asnef para reunificar deudas

Entonces, ¿Qué maneras tengo de financiar mi segunda casa?

En resumen podemos decir que los principales requisitos de las hipotecas para una segunda vivienda son más estrictos que para las hipotecas normales.

Y principalmente disponemos de dos maneras para conseguir nuestra financiación para la segunda vivienda:

  1. Solicitar una hipoteca para la segunda vivienda y asumir las condiciones y requisitos más estrictos
  2. O rehipotecar nuestra residencia habitual y con el dinero facilitado realizar la compra de la segunda vivienda. Pero algo que debemos tener en cuenta en esta opción, es que, si dejamos de pagar corremos el riesgo de perder nuestra vivienda habitual.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
3 Compartir
Compartir
Twittear
+1
Compartir
Pin
Email