LAS CLAVES PARA NO ENDEUDARNOS CON LAS TARJETAS DE CRÉDITO


Las tarjetas de crédito pueden ser un gran aliado o un gran enemigo, dependiendo de cómo las utilicemos. Nos pueden ayudar a pagar gastos mayores que se nos vienen durante el mes, pero también pueden hacernos endeudarnos de una forma que no queremos. Es por eso que debemos estar conscientes de cuánto dinero estamos gastando, aunque no lo veamos físicamente ni se reste de nuestra cuenta bancaria, tenemos que controlar nuestras tarjetas de crédito.

Pero si en tu caso ya gastaste más de la cuenta debido a la tentación que supone tener la tarjeta de crédito en el bolsillo, y tienes riesgo de caer en impago de las cuotas de la tarjeta, todavía podemos ayudarte. Ponemos a tu disposición en este artículo varios trucos y consejos que te pueden ayudar a liquidar el crédito sin grandes dificultades.

Bajar el nivel de tu deuda con la tarjetaCrédito

Es muy importante que podamos hacer frente a las cuotas de la tarjeta de crédito porque de lo contrario, el impago se podría traducir en comisiones e intereses de demora, que podrían agravar la situación. Por eso aquí te damos algunos consejos para bajar tu nivel de deuda:

Reduce tus gastos

El primer paso que debemos llevar a cabo para reducir nuestra deuda es disminuir los gastos. Podremos ayudarnos de una tabla para organizar nuestras finanzas. Podemos mirar qué gastos estamos realizando con la tarjeta de crédito y cuáles con la tarjeta de débito para saber en qué estamos gastando el dinero, y poder disminuir o eliminar los gatos que no sean imprescindibles.

Aumenta tus ingresos

Algunas formas que nos pueden ayudar a aumentar nuestros ingresos para que no sea una carga tan grande la deuda de la tarjeta de crédito pueden ser buscar un trabajo a tiempo parcial los fines de semana, por las tardes… también podemos utilizar alguna de las formas de Ganar dinero por Internet de las que hablamos en uno de nuestro artículos. Otra opción es vender algunos objetos que ya no utilizamos, para sacarles dinero.

Deja de utilizar la tarjeta de crédito

Puede parecer algo obvio, pero para muchas personas no lo es. Si corremos el riesgo de no pagar la cuota de la tarjeta, una de las cosas que primero debemos hacer es dejar de sumarle monto a la deuda que ya tenemos por la tarjeta de crédito. Es decir, dejar de usarla.

Solicita un microcrédito

Si a pesar de haber hecho todo esto, seguimos teniendo problemas para pagar la cuota de la tarjeta, podemos solicitar un microcrédito, ya que aunque el microcrédito tiene intereses, serán menores que los que tendrás por no pagar la tarjeta. Debemos tener en cuenta que esta solución es para utilizarla solamente cuando realmente no seamos capaces de afrontar los gastos y necesitemos un tiempo extra para equilibrar nuestra economía. No lo hagas si ves que tampoco vas a poder pagar el crédito, porque si no estarás endeudándote por cuenta doble. Si esta opción es buena para ti, tenemos disponible en nuestra página principal Creditoagil.es una selección de créditos rápidos online que te pueden ayudar.

Afrontar la deuda de la tarjeta

Si no quieres volver a pasar por un riesgo de impago del monto de la tarjeta de crédito, estos consejos te van a venir muy bien para manejar mejor las finanzas con tus tarjetas:

Paga más a menudo

Si en lugar de pagar mes a mes nos podemos permitir pagar de forma semanal o quincenal, podremos acabar antes con nuestra deuda de la tarjeta de crédito, y además será una forma más fácil de controlar los gastos que estamos llevando a cabo con la tarjeta.

Establece una cuota mayor

Aunque a corto plazo parezca que estamos pagando más, establecer una cuota mayor hará que a la larga estemos pagando menos dinero en intereses. Si duplicamos, triplicamos, o aumentamos en el porcentaje que podamos lo que pagamos cada mes, estaremos avanzando más en la liquidación de la deuda y reduciendo el monto que pagamos en intereses.

Negocia con tu banco

Cada tarjeta de crédito ofrece diferentes sistemas de pago. Negocia con el banco y trata de bajar el tipo de interés. Si la entidad entiende que de no renegociar el interés, estamos en riesgo de impago, aceptará las condiciones. Está claro que prefiere que paguemos menos, a que no paguemos.

Si te resultó útil esta información, no dudes en compartirla en tus redes sociales (Facebook, Twitter, LinkedIn…)

Recuerda que tenemos las 24 horas del día disponible para ti, desde la comodidad de tu casa, nuestro servicio de financiera online. Tendrás acceso a multitud de créditos, microcréditos, préstamos personales, tarjetas de crédito, con la mayor rapidez y transparencia. No dudes en preguntar y en solicitar tu financiación ya.


 

Gracias por tu calificación
1 Compartir
Compartir
Twittear
+1
Compartir
Pin
WhatsApp