Alguna vez te has planteado obtener una tarjeta de crédito con tu pareja… ¿Compartir una tarjeta de crédito con tu pareja, es un desastre financiero?

No somos consejeros de relaciones, pero podemos guiarte por los pros y los contras de obtener una tarjeta de crédito conjunta. Veamos…

 

Obtener una tarjeta de crédito con tu pareja. Al igual que con todas las decisiones financieras importantes, la apertura de una nueva tarjeta de crédito no debe tomarse a la ligera.


 

 

 

¿Por qué puede ser un gran negocio compartir tu tarjeta con tu pareja?. Navegar en el mundo de las finanzas personales como una pareja puede ser difícil. Cuando cada uno tiene diferentes ingresos y hábitos de gasto, elaborar un presupuesto familiar se vuelve aún más complicado.

Si tu y tu pareja están trabajando, es probable que estéis compartiendo algunos gastos, ya sea dividiendo las facturas uniformemente por la mitad o dividirlas de acuerdo con una fórmula vinculada al ingreso.

Tarjeta de crédito con tu pareja

Hemos establecido que compartir una tarjeta de crédito es una decisión de alto riesgo. Sin embargo, la apertura de una tarjeta de crédito conjunta tiene algunas ventajas. Por un lado, puede ayudar a levantar la puntuación de crédito de la persona que más lo necesita.

Por ejemplo: Si tu tienes un puntaje bajo, obtendrás términos más favorables en tu tarjeta de crédito, si abres una cuenta conjunta. Después de meses de pagos responsables y puntuales, tu puntaje de crédito aumentará. 

Otra ventaja de tener una tarjeta de crédito conjunta, es que significa tener una factura menos cada mes. “Y a todos nos gustaría tener menos responsabilidades de pagos al final de mes”. Solo debes tener en cuenta, que si abren una tarjeta de crédito común, tendrás que desarrollar un plan para pagar la cuenta de forma conjunta.

Lo negativo de tener una tarjeta de crédito con tu pareja 

El mayor inconveniente potencial para abrir una tarjeta de crédito conjunta con su pareja es el impago. Si tu pareja hace cargos que no puede pagar. O omite pagar una factura que pensó que él o ella estaba controlando. Tu mal crédito tendrá un impacto y tú serás responsable del pago. 

En la mayoría de las relaciones, la falta de pago o el exceso de gasto, provienen de errores honestos o negligencias. Pero en algunos casos. Las parejas o ex parejas, pueden usar una tarjeta de crédito como arma, arruinando intencionalmente el historial de crédito compartido de la pareja.

El enfoque del usuario autorizado

Al hacer de alguien un usuario autorizado en tu tarjeta de crédito, estás autorizado a esa persona a hacer compras con la tarjeta, pero él/ella no tiene la responsabilidad de pagar. Suena bien, ¿Verdad?.

Es por eso que el enfoque de usuario autorizado es popular en las familias, con algunos padres añadiendo a sus hijos como usuarios autorizados en su cuenta. En muchos casos, la tarjeta de crédito, aparece en el informe de crédito del usuario autorizado, aunque el usuario autorizado no pague la factura.

Si deseas ayudar a un niño o a tu pareja a crear un historial de crédito agregándolo como usuario autorizado, consulta con la compañía emisora de tarjetas de crédito. Para ver si informará a las agencias de crédito en nombre del usuario autorizado.

Riesgo de ser usuario autorizado

Por supuesto, si eres un usuario autorizado y el titular de la cuenta principal deja de pagar la factura, desearás que la tarjeta de crédito nunca se haya añadido a tu informe de crédito.

Pues tendrás una puntuación negativa en tu informe de crédito, en una factura que nunca recibió, y no eras responsable de esa factura.

TARJETA DE CRÉDITO CON TU PAREJA

Estas situaciones pueden suceder cuando los padres experimentan una enfermedad y, sin que el niño sepa, se atrasan con los pagos con tarjeta de crédito.

Al igual que compartir una tarjeta de crédito conjunta con tu pareja, ser un usuario autorizado en la tarjeta de otra persona implica un gran riesgo.

Debo obtener tarjeta de crédito con mi pareja

La decisión es tuya, dependiendo de la situación económica y sentimental que tengas. Acércate a las tarjetas de crédito conjuntas con precaución. Ya que compartir una tarjeta de crédito. No es lo mismo que compartir una cuenta de cheques o dividir las facturas de la casa.

Hay mucho más que puede ir mal con tarjetas de crédito, y  necesitas años para volver a recuperarte de un evento de crédito negativo.

Tienes que analizar bien los pros y los contras que tienes al compartir una tarjeta de crédito con tu pareja. Cada relación es diferente, igual que la situación económica.

Pero si eres una persona desconfiada. Mejor utiliza una tarjeta que este solo tu nombre. De esta forma te garantizarás que pagas cumplidamente tus pagos, y que serás capaz de controlar tus propios gastos, sin poner en riesgo tu historial crediticio.

TARJETA DE CRÉDITO CON TU PAREJA | Cualquier opción que hayas decidido. Es importante que sepas dónde solicitar una tarjeta de crédito.

En nuestra pagina te ponemos a tu disposición, un comparador de tarjetas de crédito. En el podrás ver las diferentes tarjetas, con sus respectivas tasas. De este modo podrás escoger, la que más se adapte a tu situación financiera.

[ap_call_to_action button_text=”ELEGIR MI TARJETA” button_url=”https://creditoagil.es/solicitar-una-tarjeta-de-credito/” button_align=”center”]AHORA PUEDES CONSEGUIR LA MEJOR TARJETA DE CRÉDITO PARA TI Y TU PAREJA EN APENAS UNOS POCOS MINUTOS, SOLICITA TU TARJETA DE CRÉDITO A TRAVÉS DE TU MÓVIL.[/ap_call_to_action]

Solo tienes que entrar y llevarte la mejor para ti. El procedimiento es 100% online, lo que te permite solicitarla desde donde quieras, sin papeleos y larga espera.  

APP para conseguir créditos rápidos onlone

 

 

Disfruta de la mejor financiación en tu bolsillo. Descargate la App de CreditoAgil.es y accede a los mejores crédito y tarjetas de crédito en un mismo lugar.


Gracias por tu calificación
0 Compartir
Compartir
Twittear
+1
Compartir
Pin
WhatsApp