Quedarnos en números rojos suele ser una situación bastante difícil de llevar y que debemos evitar a toda costa.

El principal motivo de que debamos evitarlo son los altos costes que están asociados a quedarnos en esta situación.

Si somos titulares de una cuenta bancaria, uno de nuestros principales cometidos es asegurarnos de que esa cuenta se encuentre siempre en una situación solvente, incluso cuando llega final de mes.

Solicitar tarjeta de credito online N26

¿QUÉ HAGO PARA EVITAR LOS NÚMEROS ROJOS?

Debemos tener un mínimo colchón financiero para asegurarnos de que si un mes nos pagan más tarde de lo normal, podremos responder a las facturas que nos lleguen y no entrar en números rojos.

En un caso puntual e inevitable siempre existe la posibilidad de hablar con nuestra entidad bancaria y negociar para que acepten atender el pago del recibo que va a llegar, aunque después tendremos que devolver el dinero adelantado cuanto antes con unos intereses y comisiones tan altos que nos harán asegurarnos de que eso no vuelve a ocurrir.

Solicita tu préstamo rápido aquí hasta 2.500 euros

¿Y si me vuelve a ocurrir?

En el caso de que esta situación se vuelva repetitiva y nosotros no intentemos solucionarlo ni avisemos al banco, puede ser que nuestra entidad bancaria comience a devolver todos los recibos que llegan a nuestra cuenta y nos tengamos que enfrentar a los gastos de demora correspondientes, además de otros problemas como cortes de suministros, multas por retraso en los pagos, adhesion a ficheros de morosidad como el ASNEF o RAI

los numeros rojos son muy carosSin ninguna duda es conveniente que nos organicemos bien para asegurarnos de que nuestra cuenta tenga el dinero suficiente cuando llegue el recibo. Ya que al banco no le gusta nada que dejemos nuestra cuenta al descubierto.

Una cuenta bancaria en números rojos para un banco es como prestar dinero sin ninguna garantía de que se lo vayan a devolver.

Por eso se aplican intereses y comisiones tan altos, para que evitemos llegar a esa situación a toda costa.

Por tanto, si queremos que no nos pase más vale pagar lo que toca al principio que retrasar el pago y terminar pagando mucho más de lo que teníamos que pagar.

¿Cómo evito esa situación?

Los mejores métodos para evitar que ocurran situaciones como esta son la organización, el cálculo y el control de nuestros ingresos y gastos mensuales.

Otro punto que resulta indispensable es domiciliar nuestra nómina en la misma cuenta donde nos pasan los recibos, de forma que tengamos una garantía ante las
entidades.

De esa forma suelen permitir descubiertos de un importe máximo equivalente a la nómina son cobrarnos comisiones, ya que saben que cuando cobremos la ¿Cómo controlar mis gastos?nómina se devolverá el dinero que nos hayan adelantado.

Otra alternativa es abrir una línea de crédito para poder atender a los pagos mientras esperamos a cobrar. Solo pagaremos intereses sobre el dinero impuesto, además de un pequeño interés fijo.

El descubierto es el medio de financiación más caro que nos ofrecen los bancos, por lo que debemos evitarlos a toda costa.

Algo que también podemos hacer para resolver un problema de liquidez de este tipo es solicitar un crédito rápido como los que tenemos en nuestra plataforma financiera.

De esa forma, podremos pagar los recibos a tiempo y devolver el dinero a la entidad prestamista cuando tengamos la liquidez.

 

Gracias por tu calificación

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
1 Compartir
Compartir
Twittear
+1
Compartir
Pin
Email